Menu

Facebook

 

 

1º DE DICIEMBRE, DÍA MUNDIAL DEL SIDA: LA ESCUELA UN LUGAR PARA LA PREVENCIÓN.

1º DE DICIEMBRE, DÍA MUNDIAL DEL SIDA: LA ESCUELA UN LUGAR PARA LA PREVENCIÓN.

1º DE DICIEMBRE, DÍA MUNDIAL DEL SIDA: LA ESCUELA UN LUGAR PARA LA PREVENCIÓN.

Desde hace más de 20 años, CTERA viene desarrollando políticas de promoción y prevención en el marco de los Derechos Humanos.

La prevención de VIH está incluida en la política gremial, por considerarla una problemática social, política, económica, ligada fuertemente a la discriminación.

De allí la importancia de reconocer y trabajar los procesos de discriminación y estigmatización para el pleno ejercicio de los DDHH.

El estado tiene la responsabilidad indelegable de garantizar políticas de salud y educación en el marco de los DDHH.

Entender el cuidado de la salud como política de estado, resignificará el lugar de la escuela, como el lugar público en el cuál democratizar el conocimiento.

La sanción de la Ley Nacional de Educación Sexual Integral Nº 26.150/06, posibilitó el abordaje de esta temática en el aula desde una perspectiva integral.

La institución escolar tiene un compromiso estratégico desde el cual abordar interdisciplinariamente la prevención, realizando un trabajo colectivo en DDHH y posibilitando una construcción dialéctica entre todos los miembros de la comunidad educativa.

La escuela debe generar espacios de reflexión, discusión y contención en busca del mejor abordaje pedagógico posible, incorporando en su quehacer pedagógico la educación sexual integral y la prevención de VIH, asegurando la transmisión de conocimientos pertinentes y precisos sobre los distintos aspectos de la sexualidad, promoviendo actitudes responsables, previniendo los problemas relacionados con el ejercicio de la sexualidad y procurando la igualdad de trato y  de oportunidades.

Es necesario también el trabajo articulado con las familias estableciendo acuerdos con el objetivo de resignificar  y afianzar  estrategias comunes. Las organizaciones sociales, los centros de salud y las  instituciones cercanas a la escuela son de suma importancia en esta tarea, acompañando el desarrollo afectivo del niño/a y adolescente, en pos de una sexualidad responsable, plena, saludable, libre de violencias, miedo y culpas.

El VIH es una realidad que afecta la vida escolar, comunitaria, política y económica y por ello la prevención debe formar parte de la agenda sindical y del currículo educativo. 

volver arriba