Menu

Facebook

 

 

LA CTERA DENUNCIA Y REPUDIA EL PROYECTO DE LEY DE LA DIPUTADA DEL PRO, SILVIA MAJDALANI SOBRE LEY NACIONAL DE EDUCACIÓN

El día de hoy a las 8:00 Hs, en CTERA, se realizó una conferencia de prensa encabezada por Stella Maldonado, para denunciar y repudiar el proyecto de ley de la diputada del PRO, Silvia Majdalani, que propone la eliminación de la unidad pedagógica y la eliminación de la universalización para la sala de cuatro años y la obligatoriedad de la sala de cinco años.

"EL NIVEL INICIAL ES EL UNICO NIVEL EDUCATIVO QUE NO SE PUEDE RECUPERAR EN OTRA ETAPA DE LA VIDA"

La CTERA denuncia y repudia este claro avance de los sectores políticos que aún no comprenden que hemos iniciado un cambio. El Estado Nacional debe garantizar el derecho de niñas y niños a tener acceso a una educación pública, popular y democrática, que le brindará las oportunidades necesarias para definir, su proyecto de vida.

Nuestra lucha ha conseguido la derogación de la Ley Federal de Educación y la sanción de una nueva ley. La LFE implicó para el Nivel Inicial una pérdida de logros históricos del nivel en términos de la ampliación del acceso y de la constitución misma del nivel como unidad pedagógica. La Nueva Ley Nacional recupera para el nivel el reconocimiento del derecho a la educación de la primera infancia planteando la universalización y define su unidad pedagógica.

Un nuevo paradigma nos alienta a las organizaciones sociales, a los sindicatos y a todos los ciudadanos, a asumir nuestra responsabilidad en la atención a la primera infancia.

…”No hay educación si no hay una política activa dirigida a garantizar los derechos enunciados para la infancia y no hay política dirigida a la infancia sin educación."

Según reconoce la Ley Nacional de Educación, el nivel inicial es el primero del sistema educativo argentino y abarca los cuarenta y cinco días hasta los cinco años cumplidos. El reconocimiento legal de la educación inicial como unidad desde el primer mes y medio de vida de un/a niño/a es una conquista fundamental que exige políticas concretas para materializarse"

La necesidad de universalizar el nivel Inicial se basa en el reconocimiento de este como instrumento para el desarrollo integral y de potenciación de las posibilidades de aprendizaje de los niños y niñas. Actualmente es unánime el consenso acerca de la importancia de los primeros seis años en la trayectoria vital de las personas y, por ende, en el desarrollo social. Desde 1990 existe un marco, la Declaración Mundial sobre Educación para todos de Jomtien, que compromete a los países a fomentar el cuidado y la educación de los más pequeños desde el momento de su nacimiento porque el “aprendizaje comienza al nacer”


Desde CTERA afirmamos que el Nivel Inicial es el único nivel educativo que no se puede recuperar en otra etapa de la vida. Este proyecto del PRO, plantea modificaciones peores y más retrógradas que las planteadas en la Ley Federal de Educación, avanzando en un claro objetivo de desmantelamiento y fragmentación. Este proyecto desconoce el amplio consenso que generó la Ley de Educación Nacional.


Consideramos que:

•En el Art.19 Inc. C intenta cambiar el eje de la Educación Inicial por desarrollo integral, fragmentando a la educación en asistencia y enseñanza.
Sostenemos firmemente que es un derecho del niño /niña el acceso libre y gratuito a la educación. “Un territorio para la infancia centrado en el cuidado y la enseñanza”
• Elimina la unidad pedagógica, la universalización para cuatro años y la obligatoriedad para la sala de cinco años. Retoma la estructura ciclada, que fue fuertemente criticada en la LFE por fomentar la fragmentación y la desresponsabilidad del Estado, sobre todo del jardín maternal. (Art. 18 y 19)
• Afecta la unidad del sistema educativo nacional en tanto deja libradas cuestiones importantes (cantidad de secciones, cobertura, edad, extensión de la jornada, etc.) a lo que determine cada jurisdicción. (Art. 24, inciso c)
• Viola los principios, derechos y garantías del Capítulo I de la LEN.
• Plantea la actividad docente como pedagógica y asistencial. (Art. 25)
• La fundamentación del presente proyecto no responde en ninguno de sus párrafos a las modificaciones pretendidas en el mismo.
• Intenta regular puestos de trabajo que aún no existen en todo el país, extendiendo el horario de trabajo de los supervisores sin fundamentar o plantear condiciones laborales. (Art. 25 y fundamentación)

Por todo lo antes señalado, concluimos:
Las modificaciones que se intentan hacer, revelan el desconocimiento de las luchas pedagógicas y de las construcciones colectivas alcanzadas por los trabajadores de la educación y la comunidad en su conjunto, durante los últimos treinta años, en nuestro país: derecho social a la educación, responsabilidad indelegable del Estado, revalorización del trabajo docente, unidad del sistema educativo.
Estas han sido banderas de lucha en la Marcha Blanca del año 1988. Marchas contra la implementación de la LFE en la década del 90 protagonizadas por estudiantes, padres y comunidad educativa en general. En la Carpa Blanca frente al Congreso desde 1987 hasta el año 1999. Congresos pedagógicos y jornadas nacionales de debate para la discusión y la elaboración de una Ley de Educación Nacional.

Por lo tanto, ratificamos lo resuelto en el II Encuentro Nacional del Nivel Inicial:
La Educación Inicial constituye una unidad pedagógica y comprende a los/as niños/as desde los cuarenta y cinco días de vida hasta los 5 años de edad inclusive.
Las trabajadoras y trabajadores de Nivel Inicial agremiados a la Confederación de los Trabajadores de la Educación de la República Argentina, sustentándonos en el Derecho a la Educación pública y gratuita, de nuestros niños y niñas, “atendiendo a su desarrollo integral, su preparación para el ejercicio de la ciudadanía, su formación para la convivencia democrática y el trabajo, respetando su identidad cultural y lengua de origen, su libertad de creación y el desarrollo máximo de sus competencias individuales; fortaleciendo los valores de solidaridad, respeto por los derechos humanos, tolerancia, identidad cultural y conservación del ambiente.” , exigimos al ESTADO el cumplimiento efectivo de los siguientes PRINCIPIOS DE DECLARACIÓN:
• 1º: La Universalización del Nivel, que garantice el acceso y la permanencia de todos los niños y niñas desde los 45 días hasta los 5 años de edad, inclusive.
• 2º: Creación de la Dirección del Nivel Inicial en las jurisdicciones que aún no la tienen; con equipos de conducción político pedagógica, equipos de supervisión que garanticen la Independencia de nuestro Nivel.
• 3º: Legislación específica y reglamentación de los puestos de trabajo.
• 4º: Una planta orgánico funcional que permita la organización escolar considerada en su contexto social, cultural y económico, respetando sus especificidades.
• 5º: Edificios propios en correlación con la independencia del nivel y teniendo en cuenta las características propias de los niños de 45 días a 5 años.
• 6º: Creación de cargos que sostengan el adecuado funcionamiento de cada Unidad Pedagógica: maestros de sala, preceptores, bibliotecarios, profesores de educación física y artística.
• 7º: Creación de horas institucionales para el trabajo colectivo.
• 8º: Creación de Instituciones de Doble Jornada, que garanticen la permanencia de los niños y niñas con una adecuada alimentación y descanso.
• 9º Definición de políticas públicas, que construyan y sostengan la articulación ente las instituciones educativas, de salud, de justicia, organizaciones sociales, culturales y comunitarias
• 10º: Intervención del Estado a través de la supervisión a las instituciones educativas de Nivel Inicial del ámbito comunitario, municipal y privado.
• 11º: Consideración de las Zonas Rurales e Isleñas: Creación de jardines, en las provincias del NOA, NEA y Patagonia, para atender a la matrícula más dispersa por definición.
• 12º: Formación docente en servicio que permita recuperar el conocimiento producido en el trabajo de enseñar.


“La educación desde el nacimiento es un derecho inalienable que tiene que garantizar el Estado”
Hebe San Martín de Duprat.

volver arriba